St. Martin School

giacomogiacomo supports St. Martin school located in the Huruma’s slum, on the other side of town from Ongata Rongai “district”.

Here we cooperate with the comboni fathers of the Korogocho’s parish, where father Zanotelli lived for more than 10 years. He raised funds for the building site with the help of many volunteers who took part during a work camp.

Father Maurizio Binaghi, Comboni and director of St. Martin School:
St. Martin School is in the Huruma’s slum of Nairobi, one of the world’s most densely populated areas. More than 200.000 people live in Huruma in little more than 2 square kilometre.

St. Martin School hosts student from 5 to 15 years old (from nursery to class 8) being amongst the poorest of the slum. Many of them are orphan, most of them only have their mother, since many are abandoned from their father. Everyone is extremely poor and lives in one-room housings made of metal sheet and mud, sometimes up to 8 people live there.

St. Martin School has been built by Comboni Missionaries in order to provide primary education to children and adolescents who otherwise could not go to school.

The giacomogiacomo association was and is the first partner, sensible and focused on this project.

FOUND OUT HOW TO SUPPORT THE FUNDRAISING! 

 

St. Martin School

La giacomogiacomo apoya la escuela de st. Martin en los barrios pobres de Huruma, en el otro lado de la ciudad con respecto al “barrio” de Ongata Rongai.

Aquí colabora con los sacerdotes combonianos de la parroquia de Korogocho, donde padre Zanotelli vivió durante más de 10 años. Recaudó los fondos para la construcción y los voluntarios, durante un campo, también participaron físicamente en el sitio de construcción.

Padre Maurizio Binaghi, Comboniano y director de st. Martin School:
“La escuela de st. Martin está situada en los barrios marginales de Huruma en Nairobi, en una de las áreas más densamente pobladas del mundo. Más de 200,000 personas viven en Huruma en poco más de 2 kilómetros cuadrados.
La escuela de st. Martin atiende a estudiantes de 5 a 15 años (desde el jardín de infantes hasta la clase 8) que se encuentran entre los más pobres de la favela. Muchos son huérfanos, casi todos tienen solo a su madre porque han sido abandonados por su padre. Todos viven en la pobreza extrema y viven en barracones de chapa y barro de una sola habitación pequeña donde a veces también viven 8 personas.
La escuela de St. Martin fue construida por los Misioneros Combonianos para ofrecer educación primaria a niños y adolescentes que de otra manera no podrían ir a la escuela.
La Asociación giacomogiacomo ha sido y es un socio primario, atento y sensible en este proyecto. “

¡DESCUBRE CÓMO APOYAR
LA RECAUDACIÓN DE FONDOS!